Travel and Exchange, el blog de los viajeros que cambian moneda

Eslovenia: 5 razones para ir

Eslovenia: 5 razones para ir

Eslovenia fue el primer país que visitamos durante nuestro Interrail por los Balcanes. Este pequeño estado, localizado entre Italia, Croacia y Hungría, fue toda una sorpresa. ¿El motivo? ¡Es precioso! Si te gusta la naturaleza, las ciudades románticas, los deportes y la buena gastronomía, tenemos excelentes noticias: Eslovenia goza de todas estas cosas (y más).

Hoy vamos a contarte cuáles son los 5 lugares que no debes dejar de visitar si viajas a Eslovenia:

Castillo de Predjama

Cuenta la leyenda que, en el siglo XV,  Erasmo Lueger, dueño del precioso castillo de Predjama (en la imagen de portada), decidió traicionar al rey Federico III, tras haber condenado a muerte este, injustamente, a su mejor amigo. El monarca, entonces, inició un asedio al castillo, que duraría lo mismo que tardara Erasmo en rendirse. Para sorpresa del Rey, pasaban los días, las semanas, los meses… y nadie en el castillo parecía quejarse de hambre. De hecho, era todo lo contrario: ¡al sexto mes un sirviente de Erasmo bajó a ofrecer un cochinillo asado a los soldados apostados a los pies del castillo, y al año un cuenco lleno ce cerezas frescas! ¿De dónde sacaban la comida? Ahhh… Para saberlo, debes ir a visitar el castillo, pero te damos una pista, el increíble emplazamiento, utilizando la ladera de una roca, quizás tenga algo que ver.

Lago de Bled

Aun habiendo visto infinidad de veces su imagen por internet, la emoción que sentimos al verlo con nuestros propios ojos fue tremenda. Siempre esperas encontrar lugares como este en los cuentos de hadas, ¡pero no delante de tu cámara! Y siendo sinceros, debemos decir que la realidad es mucho mejor que cualquier ficción o foto de internet. Si lo visitas, que no se te olvide probar el pastel típico de la zona, llamado kremna rezina, en alguno de los cafés a orillas del lago.

Imagen del lago de Bled

Cuevas de Postonja

¿Sabías que en Eslovenia se encuentra la cueva más visitada de Europa? Las cuevas de Postonja son un conjunto de galerías subterráneas, de unos 20 km de longitud, con un título muy distinguido. Pero no queda aquí, se sabe que, por lo menos, hay otros tantos kilómetros que quedan por explorar, así que las sorpresas están garantizadas. Porque este mundo de estalactitas y estalagmitas es, simplemente, asombroso. Aquí, además, vive uno de los animales más curiosos (y feos) del mundo: el proteus. Solo para ver su extraña forma merece la pena una visita.

Imagen de las Cuevas de Postonja, en Eslovenia

Río Soca

Eslovenia también es ideal para los amantes de los deportes de aventura y las emociones fuertes. El Soca River es un claro ejemplo de ello: en este río se puede hacer un rafting inolvidable, rodeados de un paisaje precioso, aguas esmeralda, ¡y con la adrenalina a tope!

Imagen del río Soca, en Eslovenia.

Liubliana

La capital eslovena resultó ser una ciudad alegre, joven y romántica. Dos son los lugares que destacamos: Metelkova, su barrio más anticonformista y rebelde, que nos dejó alucinados con su arte urbano, su ambiente, sus colores y su personalidad; y la colina del castillo, desde donde se puede disfrutar del mejor atardecer de la ciudad. Un broche de oro para un viaje perfecto.

Atardecer desde la colina del castillo, en Eslovenia.

Lo dicho, si buscas ideas para las vacaciones, plantéate un viaje a Eslovenia… ¡es una tierra sorprendente! Y cuando te hayas decidido, ten en cuenta que la moneda en curso en Eslovenia es el euro por lo que si perteneces a otro país de la eurozona, es aconsejable que te hagas con tu tarjeta prepago multidivisa GlobalCard. De lo contrario, podrás cambiar tu moneda con Global Exchange.

[cta id=»3897″ align=»none»]

 

© Imágenes: Mochileando por el mundo y TravelingOtter

Letizia Cassetta

Viajes, gastronomía y arte son las grandes pasiones de esta italiana que, desde hace 4 años, escribe en "Mochileando por el Mundo". Viajando le ha pasado de todo: se ha sentido minúscula contemplando el amanecer en Birmania, ha viajado en un bus con una cabra en el techo en Filipinas, se ha bañado bajo la vía láctea en Nueva Zelanda, se ha enamorado de una isla en Indonesia y, ¡a saber lo que le depara el futuro! Su lema: si muchos sueñan lo mismo que tú, sueña más fuerte.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú de cierre