Travel and Exchange, el blog de los viajeros que cambian moneda

Celebrando la Nochevieja en Sídney

Celebrando la Nochevieja en Sídney

No falla, pones las noticias de cualquier canal a las tres de la tarde el día 31 de diciembre y lo primero que muestran es la celebración de la llegada del Año Nuevo en los lugares situados más al este en el mapa de husos horarios. De entre esos lugares, Sídney, en Australia, se lleva la palma. Porque no hay duda de que se trata de la celebración de Año Nuevo más espectacular de esa parte del mundo.

Tras ver esa fiesta en televisión durante muchísimos años, hace otros cuantos se me brindó la oportunidad de vivirla en primera persona. Fue durante un viaje de mochilero alrededor del mundo y aterrizamos en Sídney el mismo día 31 de diciembre de 2003. De lo que aprendí de aquella experiencia y una actualización más que necesaria, sale este artículo en el que espero ayudaros a realizar este sueño algún día.

¿Cómo llegar a Sídney?

Lo primero que hay que hacer es llegar a Sídney, que no es poco.

Australia es uno de los países más alejados de España y no hay ninguna manera de viajar hasta allí con vuelos directos. Necesitarás un día entero de viaje para llegar a Sídney, desde Madrid o Barcelona, y el viaje incluirá una escala en aeropuertos como el de Doha, Dubái o Hong Kong.

[cta id=»17572″ align=»none»]

Si vas a viajar en fechas cercanas a fin de año (entre el 15 de diciembre y el 15 de enero), el billete de avión (ida y vuelta) te costará entre 1000 y 1500 euros. Si lo reservas con muchísima antelación, quizá puedas encontrar algún chollo por unos 800 euros.

Consejos para disfrutar al máximo de la Nochevieja en Sídney

Fuegos artificiales, fiesta y música al aire libre, buen rollo por todos lados, la Bahía de Sídney iluminada… Es todo un sueño, pero un sueño que quiere vivir tanta gente que más vale que tengas en cuenta estos consejos para que todo salga a pedir de boca.

Busca alojamiento con bastante anticipación

Nuestra inexperiencia, el hecho de estar inmersos en un viaje de vuelta al mundo y nuestra innata felicidad extrema, hicieron que llegáramos a Sídney una mañana de 31 de diciembre, sin tener ningún hotel u hostal reservado. Encontrar una cama en una litera, en un hotel mediocre o en otro medio bueno (el presupuesto no daba para más) se convirtió en una misión imposible. Finalmente, no tuvimos más remedio que dejar nuestras mochilas grandes en un almacén de equipajes (que no abriría de nuevo hasta el día 2 de enero) y hacernos una pequeñita para dos días.

Resultado final: la Nochevieja de aquel año dormimos tirados sobre el césped de un parque público. Claro que sí…

Moraleja: reserva tu hotel en Sídney –al menos, para la noche del 31 de diciembre– con mucha antelación… O llévate un saco de dormir para el parque.

Acude a la Bahía de Sídney a primera hora de la tarde

La zona de la Bahía de Sídney es el lugar de la ciudad que se convierte en principal protagonista de la Nochevieja. Bueno, de la ciudad, del país e incluso del mundo.

Este gran protagonismo hace que, desde las primeras horas de la tarde del día 31 de diciembre, se produzca un constante goteo de personas que acaban en el césped cercano o en cualquier otro sitio.

Si quieres conseguir un buen lugar desde el que poder disfrutar de los fuegos artificiales, como la Opera House, el puente y demás, lo mejor es que acudas bien pronto. En esto sí que acertamos nosotros y cogimos nuestro asiento en el césped, antes de las 6 de la tarde. Ayudó mucho el no tener lugar donde descansar. Habíamos salido esa madrugada desde Hong Kong y allí estábamos, en Sídney con una cena de lujo: bocadillo de mortadela y botella de vino. Sabíamos que iba a ser una Nochevieja inolvidable.

Si quieres ver los fuegos artificiales desde el agua, infórmate bien

Aunque a nosotros nos gustó mucho vivir el espectáculo desde tierra, mucha gente prefiere hacerlo a bordo de alguna embarcación y surcando el agua de la Bahía de Sídney.

Hay gran cantidad de compañías que hacen el agosto en diciembre. Puedes comprar tus pasajes en pequeños barcos privados o grandes ferris, pero siempre debes asegurarte de la fiabilidad de la compañía que contrates. Aprovechando la ocasión, no son pocos los que sacan tajada timando al personal. No es una bonita manera de acabar el año, así que investiga antes en internet y elige adecuadamente.

Elige el mejor mirador posible

Si llegas a tiempo de coger un sitio sobre el césped colindante a la bahía –como hicimos nosotros—, no tendrás problemas para ver el espectáculo, pero hay otros lugares que ofrecen perspectivas y condiciones diferentes y muy favorables:

  • Watsons Bay: alejada de la zona principal, pero con muy buena perspectiva y con mucha menos gente. Buen lugar para disfrutar del espectáculo con mayor tranquilidad.
  • Nielsen Park: mirador muy famoso entre los locales. No es un secreto demasiado bien guardado en la ciudad, así que sí que encontrarás bastante gente, pero las vistas son espectaculares.
  • Bradfield Park: para los que quieren estar en el centro del meollo. Está tan cerca del Puente del Puerto (Harbour Bridge) que casi puedes tocarlo con los dedos. Hay muchísima marcha.
  • Balmain East: este barrio tiene cafés y bares chic muy populares entre los locales. Algunos de ellos tienen muy buenas vistas sobre la bahía. La entrada a la zona es también gratuita, pero si quieres disfrutar de la noche al máximo, seguro que algunos dólares australianos te gastarás.

Y hablando de dólares australianos, no te veas en apuros por no tener la moneda del país. Sigue leyendo y sabrás cómo y dónde conseguirla. ¡Es bien fácil!

¿Dónde cambio moneda en Sídney?

La moneda en curso en Australia es el dólar australiano y te resultará sencillo hacerte con ella en cualquiera de las 21 oficinas con las que cuenta Global Exchange en el Aeropuerto Internacional de Sídney.

Además, vivas donde vivas, si viajas a esta ciudad, podrás reservar tus dólares australianos en su web, con un 50% de descuento sobre el margen de cambio.

Y si ya estás allí o planeas cambiar dinero a tu llegada (o a tu vuelta a casa), aquí te lo ponemos más fácil con un descuento del 15% sobre el margen aplicado a tu cambio en nuestras oficinas en Australia. Para beneficiarte de este descuento, imprime y recorta este cupón y comienza tu viaje con una pequeña alegría.

[cta id=»20523″ align=»none»]

David Escribano

Aunque estudié ADE y Económicas, siempre me gustó escribir historias inventadas. Hace una década que viajo para no tener que imaginarlas. Editor desde el 2007 en Viajablog y miembro de Travel Inspirers.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú de cierre