Travel and Exchange, el blog de los viajeros que cambian moneda

Qué debes saber para visitar las Cataratas del Niágara

Qué debes saber para visitar las Cataratas del Niágara

Los accidentes geográficos en muchas ocasiones terminan delimitando las fronteras naturales entre países vecinos, siendo los casos más comunes montañas, lagos o ríos. Famosas son las fronteras delimitadas por un salto de agua, como es el caso de Iguazú, entre Brasil y Argentina, o las cataratas Victoria, entre Zambia y Zimbabwe, pero ninguna tan célebre como las románticas Cataratas del Niágara, el mayor salto de agua de Norteamérica y un importante sitio de interés entre Estados Unidos y Canadá.

Los dos gigantes norteamericanos comparten la frontera más larga del mundo (y probablemente la más rectilínea de todas) con más de 8 800 kilómetros de longitud, pero ningún otro paso entre estos dos países genera tanta fascinación como estas cataratas, que han sido inspiración para libros y películas y son, desde hace décadas, un importante destino romántico y de luna de miel.

¿Qué tienen las Cataratas del Niágara que las hace tan famosas? ¿Vale la pena visitarlas realmente? La respuesta es un sí rotundo, ya que no solo se trata de uno de los espectáculos naturales más hermosos del mundo que puede hipnotizar por horas sino que además, hay numerosas actividades y grandes ciudades como Toronto a poca distancia.

Anatomía de las Cataratas del Niágara

Las cataratas se ubican en el cauce del río Niágara que, con 56 kilómetros de largo, comunica los lagos Erie y Ontario. Tres saltos de agua constituyen las Cataratas del Niágara: la catarata estadounidense, la canadiense y la catarata Velo de Novia. Son tres saltos que juntos suman más de mil metros de longitud y en su caída más alta unos 64 metros.

La catarata canadiense, también llamada «Horseshoe Falls», por su forma de herradura de caballo, es la más ancha de las tres, con 671 metros. También es la que más fuerza tiene y más neblina genera, se calcula que el 90% del volumen de agua total de las cataratas pasa por Horseshoe Falls. Se puede apreciar desde ambos lados, en Goat Island desde el lado americano y desde el mirador de Table Rock por el lado canadiense.

Horseshoe Falls

Imagen de snowgen

La catarata del lado estadounidense es un poco más modesta con, aproximadamente, 260 metros de ancho y una caída que varía entre los 21 y los 34 metros. Se puede observar desde el lado canadiense o, si quieres vistas privilegiadas, desde el Niagara Falls Observation Tower en el Parque Estatal del lado americano. La catarata Velo de Novia es la más pequeña de las tres y se encuentra a un lado de las estadounidenses. Apenas tiene unos 17 metros de ancho.

Observation tower, Cataratas del Niágara

Imagen de David Berkowitz

Distintas maneras de ver las Cataratas del Niágara

  • Maid of the Mist. Uno de los barcos más famosos del mundo, la «Doncella de la Niebla», es la oportunidad de ver las cataratas desde un ángulo muy distinto. La embarcación se acerca lo suficiente a la caída del Horseshoe Fall para dejar a los pasajeros a bordo literalmente empapados. No te preocupes por el agua que el paseo incluye un buen chubasquero. El precio del trayecto es de 17 dólares americanos (cerca de 15 euros).
  • Journey Behind the Falls. Esta visita comienza desde el mirador de Table Rock y permite visitar el corazón de las cataratas. A través de un ascensor que atraviesa la roca y baja unos 45 metros hasta una plataforma a un lado de Horseshoe Fall, permite no solo verlas desde un punto distinto sino también escuchar el estruendo que produce el agua al caer. Precio: 16,75 $ (14,70 euros).

Cataratas del Niágara

Imagen de Dave Pape

  • Goat Island. «La Isla de las Cabras», es una pequeña isla deshabitada en el río Niágara que también ofrece estupendas vistas. Hay abundantes zonas verdes e incluso mesas para hacer picnic y se puede visitar tanto en coche como a pie. Desde allí se puede llegar a la atracción Cave of the winds, o «Cueva de los Vientos», otra excursión interesante para acercarte más a las cataratas.

¿Qué ver en la ciudad de Niagara Falls?

Muchas de las actividades en Niagara Falls giran en torno a las cataratas. Sin embargo, la ciudad de Niagara Falls también tiene muchísimas cosas que ofrecer en ambos lados de la frontera que también pueden ser de tu interés.

Sorprendentemente, Niagara Falls es una especie de Las Vegas canadiense en versión más pequeña, aunque sus casinos no tienen nada que envidiarle a la Ciudad del pecado. El Niagara Fallsview Casino, además de contar con una de las salas de apuestas más grandes de Canadá y del mundo, tiene hotel, salas de espectáculos para 1500 personas y restaurantes. En el Casino Niagara, por otra parte, se puede disfrutar de un show de stand-up comedy en el famoso club Yuk Yuk’s.

Muy cerca del Puente Rainbow, también del lado canadiense, se encuentra Clifton Hill, un parque de diversiones perfecto para completar la oferta de ocio. Mansiones del terror, museo de cera, restaurantes, alojamientos, spas, canchas de minigolf, películas, bares, discotecas y la altísima noria del Niagara Skyhill, con estupendas vistas a las cataratas. En Niagara Falls no hay espacio para el aburrimiento.

Clifton hill

Niagara Falls también es un paraíso para los adictos a las compras a precios excelentes. Canada One Factory Outlets del lado de Ontario y Fashion Outlets of Niagara Falls USA del lado americano, ponen a tu disposición suficientes tiendas de marcas reconocidas con importantes descuentos, y dado que estarás visitando ambos países, es recomendable cambiar tanto a dólar canadiense como a dólar estadounidense.

Una manera de controlar tu presupuesto y ahorrar preocupaciones es utilizar la tarjeta prepago GlobalCard, que puedes recargar desde cualquier dispositivo en euros y convierte tu saldo a cualquiera de estas dos monedas, sin tener que asociar la tarjeta a tu cuenta bancaria. Recuerda que también puedes cambiar tu moneda con Global Exchange.

Curiosidades de las Cataratas del Niágara

  • Seis millones de toneladas de agua pasan cada minuto por Niagara Falls.
  • En 1969, la catarata estadounidense se secó debido a unos trabajos de redirección del cauce del río. Estuvieron secas cerca de 6 meses.
  • La palabra Niagara significa «trueno de agua» y proviene del idioma de la tribu iroquesa que poblaba la zona antes de la colonización europea.
  • Aproximadamente el 90% de los peces que caen por las cataratas sobreviven a la caída.
  • Superman II (1980) con Christopher Reeve y Niagara (1953) con Marilyn Monroe, contienen escenas filmadas en las Cataratas del Niágara.

¿Cómo llegar a Niagara Falls?

La mejor forma es viajar a Canadá hasta el Pearson International de Toronto, a unos 123 kilómetros de distancia. Volar a la ciudad de Buffalo NY, a unos 41 kilómetros de Niagara Falls es otra buena opción aunque si te gusta conducir, puedes volar a Nueva York y aventurarte a conducir los 650 kilómetros que las separan.

Imagen de portada: Artur Staszewski.

Ricardo Ramírez Gisbert

Arquitecto y apasionado de los viajes y la fotografía. Autor del blog El Arquitecto Viajero y editor de la guía sobre Barcelona en inglés Barcelona N’Do

Esta entrada tiene un comentario

  1. Hola!

    En fin de año estaré con mi pareja en Toronto y nos gustaría visitar Niagara Falls el día 2 o 3 de enero.

    He estado mirando y los bus son muuuuuuuuy caros… He encontrado mas barato la opción de alquilar un coche o coger un tour guiado (encima te entra una cata de vinos) para llegar hasta Niagara.

    Que opción nos recomiendas? De estas dos o diferentes que conozcas!

    Muchas gracias!!

    Un saludo!

Deja un comentario

Menú de cierre