Travel and Exchange, el blog de los viajeros que cambian moneda

Cambio de moneda vs cambio de divisa

Cambio de moneda vs cambio de divisa

En la mayoría de ocasiones, el empleo de una expresión en lugar de otra que creemos que significa lo mismo nos puede jugar malas pasadas, tal es el caso de «cambio de moneda» y «cambio de divisa». Y es que, ¿realmente sabemos cuándo debemos utilizar una u otra de estas expresiones?

Para empezar, si nos centramos en lo que señala la Real Academia Española (RAE) respecto a las palabras «moneda» y «divisa» de forma individual, encontramos las siguientes definiciones:

  • Moneda: Pieza de oro, plata, cobre u otro metal, regularmente en forma de disco y acuñada con los distintivos elegidos por la autoridad emisora para acreditar su legitimidad y valor, y, por ext., billete o papel de curso legal.
  • Divisa: Moneda extranjera referida a la unidad del país de que se trata.

Y esto, llevado al mundo terrenal, significa que la moneda es la unidad utilizada en el país (el peso mexicano es la moneda de México, por ejemplo), mientras que la divisa es esa misma moneda cuando ejerce una función dineraria en otro país.

Clarificando conceptos económicos

En cambio, si profundizamos un poco más, encontraremos que realmente no es lo mismo hacer un cambio de moneda, como el que Global Exchange pone al alcance de cualquier viajero, que un cambio de divisa. Veamos por qué.

En primer lugar, tal y como explica el Banco de España, entendemos por cambio de moneda la compraventa de billetes extranjeros es decir, si te vas de vacaciones a República Dominicana, tendrás que cambiar tus euros o dólares a pesos dominicanos, que es la moneda local en este país.

En contraposición, aquellas operaciones que no implican el movimiento de dinero físico (el abono en una cuenta en euros de una transferencia recibida en dólares, el pago en pesos mexicanos de un cheque emitido en euros o los pagos con tarjeta en el extranjero fuera de la zona euro durante un viaje, por ejemplo), serían lo que engloba un cambio de divisas.

Y ahora que ya sabes cuál es la diferencia entre ambos conceptos, ¿a qué esperas para cambiar tu moneda con Global Exchange antes de emprender tu próximo viaje?

Miriam Gómez Blanes

Periodista inquieta y adicta a la escritura sin solución, actualmente coordino los contenidos del blog de viajes de Global Exchange, «Travel and Exchange». También cuento otras historias y realidades en mi blog: www.overthewhitemoon.com. Y lo hago mientras recorro el mundo. Si un viaje me dice ven, lo dejo todo.

Esta entrada tiene un comentario

Deja un comentario

Menú de cierre